3.3.08

Aceptar la parte de poeta que nos toca

Hay que hacer poesía de los coches,
de los dedos gordos,
de las escobas,
de las fuentes que destilan nubes.

Las palabras deben caer,
ensartarse en la pluma,
lentejuelas hijas de la mala vida.

Hay que tener listas el alma y la pluma,
aceptar la parte de poeta que nos toca
como falanges de un dios entretenido
en mover los hilos de la angustia.
Nunca habrá demasiados dientes
para reírse de tanto poema.


(Guillermo Vega Zaragoza, El hombre busca porque está incompleto)

3 comentarios:

DorisFM dijo...

La parte de poeta que nos toca... qué fuerte.

Mr. Greg dijo...

Aunque encuentro mucho de Horacio y su 'Elogio de la vida campestre' en este poema, Dorix tiene razón.

Expresado en 'español de macho mexicano': Aceptar la parte de poeta que nos toca 'tá bien cabrón!

Salud.

Greg.

La Coloreteada dijo...

MMmMmm , eso de "la parte del poeta que nos toca" está medio sugestivo he?.
No me acuerdo quién me dijo que
por ahí decían que los poetas eran buenos amantes... seguramente me lo dijo un poeta.
Pero hablando en serio, sí. Qué difícil es salirse de uno mismo. Yo todavía no puedo, jijujiju.
Help
HElp
hELp